Mis amigos son

domingo, 12 de junio de 2011

Enlazando recuerdos

Si miro hacia atrás, mi vida está llena de pequeñas historias las cuales darían letra a cualquier escritor de telenovela. Leyendo a Nerim, pasaron por mi mente varias imágenes de hechos vividos no hace mucho tiempo. Sucede que por esas cosas de la vida mis abuelos debieron emigrar de España en busca de mejores horizontes y también por esas cosas de la vida el contacto con su familia de origen se perdió en una época,1925, en que las comunicaciones no eran tan fáciles como ahora y el saber leer y escribir no era tan común. No hace mucho decidí que tenía que llevar a mi padre a conocer el lugar de sus antepasados. Buscando y buscando en situ, logré dar con ellos, teniendo un sólo dato: Ermita Nueva. Ahí me enteré de hechos que sólo los había leído en los libros o visto en las películas. Así veía y escuchaba cosas como estas: - Por aquí estuvieron los moros - , - Con esa tinaja íbamos a buscar agua al río -, - La semana que viene empezamos la matanza -,- ¿Quieres granadas ? - y aparecían condimentadas con sal, aceite y vinagre. Pero la cosa que más me llamó la atención fue que mi prima, que actualmente tiene 50 años, me dijera que cuando era pequeña acompañaba a su mamá a lavar la ropa al río.



Ya te muestro qué escribió Nerim en su blog "Cajón secreto" y que sirvió para avivar mis recuerdos.

ENLAZANDO RECUERDOS



El otro día leyendo el post de Los Chorros de Francisco, recordé las fuentes de mi pueblo.Había varias, y en todas, sacié mi sed infantil en los calurosos días de verano. A veces, no tenía sed, pero al pasar cerca de alguna de las fuentes, el rumor del chorro me  llamaba como el canto de las sirenas a Ulises. La imaginación juega a veces con nosotros y nos invita a seguir el juego, enlazando recuerdos y reviviendo situaciones que ya creíamos olvidadas. Así, al recordar el agua fresca de la fuente, mi mente vagó más allá y me llevó aquel día en el que seguí a las lavanderas del pueblo al río. En todas las ciudades, pueblos y aldeas de España hubo muchas mujeres dedicadas a ese menester, mujeres de todas las edades, ancianas e incluso niñas que lavaban la ropa de la gente que podía pagarse el servicio. Iban todas juntas de camino al río, cargadas con canastos repletos de prendas y jabón casero. El camino lo hacían cantando algunas y otras  hablando de sus cosas, alguna que otra iba por libre, semi retirada del grupo y en silencio, con la cara seria y el ceño fruncido, pensando quizás en la dura jornada que tenía por delante. Al llegar, se arrodillaban a la orilla del río, y contando sus penas y sus pequeñas alegrías, cantando y llorando en silencio, lavaban la ropa ajena golpeándola una y otra vez contra la tabla de madera o la piedra. Entonces, como por arte de magia, al contacto del jabón con el agua y la ropa, se esparcía por los alrededores un olor que nunca he podido olvidar, el olor a jabón casero recién hecho. Y así seguían durante horas, lavando ropa y más ropa, luciendo al aire la blancura que habían conseguido a base de frotar y frotar, sus manos rojas y agrietadas contrastaban con el blanco que con tanto orgullo lucían. Y con el cargamento de ropa a sus espaldas, o sobre sus cabezas, volvían a casa,  a seguir con el proceso de limpieza en las prendas donde aún quedaba, alguna que otra mancha rebelde, que el jabón y el agua fría no habían podido eliminar.

Esto ha sido escrito por Nerim en su blog CAJÓN SECRETO   www.cajonsecretoblogspot.com

¿Te gustaría escuchar su voz? Este es su homenaje a Mario Benedetti



Creo no haberte cansado con nuestros recuerdos
Seguramente vos tendrás guardada alguna historia contada por tus abuelos, quienes debieron emigrar en una época en que Europa no le ofrecía futuro para sus hijos.



Texto de Norma compartido con su amiga Nerim



19 comentarios:

  1. muy interesante tu historia. son una nueva seguidora. A mí también me gustaría tener como seguidora tu Mafalda. besos buen domingo

    ResponderEliminar
  2. Todos los recuerdos son bonitos de escuchar, el tuyo no es menos.
    Besos.

    ResponderEliminar
  3. El realto y los recuerdos de Nerim ya los conocía, los tuyos me ha encantado conocerlos. Un beso

    ResponderEliminar
  4. He intentado ya 3 veces ponerte un comentario, ha sido imposible, me los borra todos. Pruebo por ultima vez. Te decia que es para mi una alegría que mi relato de las lavanderas te haya servido para enlazar recuerdos de esa prima que te contaba como iba al rio con su madre a lavar la ropa cuando era pequeña. También decirte que es un honor para mi que hayas puesto el video donde le pongo voz al hermoso poema de Benedetti Desde los afectos.

    Un abrazo dominical

    Nerim
    http://www.cajonsecreto.es

    ResponderEliminar
  5. me gusta y una voz preciosa mira me gustaria ya que has puesto esta que te pondre la receta del jabon casero medio kilo de sosa caustica 3 litros de aceite usado 5 litros de agua un puñado de sal 2 puñados de harina aparte yo le echo los posos de los geles o champus asi hacen espuma y suavidad , utilizo agua templada unos dos litros para deshacer la sosa y un litro o menos al gusto para deshacer harina , luego ya vamos echando aceite y agua restante la sosa etc , antes daban las uvas moviendo con un palo los lebrillos hoy no , un barreño plastico damos una cuchara algo para juntar ingredientes , y una batidora electrica moviendo reposando y volviendo a batir una vez se ve ha cuajado , se deja horas en reposo pueden ser 8 un minimo etc una vez hecho con un cuchillo se raspa alrededor del barreño , y se da la vuelta ante una superficie dura una tabla mesa etc y se va cortando ese bloque tierno en pedazos se deja oreen unas horas , y se da meter en bolsas gastando el necesario si da sin bolsas le sale pelusa de la caustica , antes se hacia alfuego en barreños de laton volcando una vez cuajado a barreños o lebrillos de ceramica , y a veces se hacia entre varias juntando ese aceite y se repartia un beso

    ResponderEliminar
  6. que si puedes buscarme una vieja haciendo esparto capachetas quien me crio a eso dedicaba despues de sus faenas eran viudas tia y abuela

    ResponderEliminar
  7. me encanto Norma, que recuerdo mas bello


    que tengas un lindo dia

    ResponderEliminar
  8. REALMENTE ES UN ENLACE DE RECUERDOS!!!!VOS A SU VEZ TRAJISTES A MI MERIA LOS DE MI ABUELITA Y MI MADRE,ITALIANAS LAS DOS,VINIERON DESPUES DE GUERRA!!MI MAMA TENIA 16 AÑOS,Y ELLOS TENIAN CAMPOS,MI ABUELO ARRENDABA,Y RECUERDA COMO PISABAN LAS UVAS,CULTIVABAN TODO TIPO DE VERDURAS,LOS EMBUTIDOS QUE HACIAN PARA TODO EL AÑO,Y INFINIDADES DE ANECDOTAS Y DETALLES,QUE CUANDO EMPIEZAN A RECORDAR,LES BRILLAN LOS OJITOS DE UNA MANERA MUY ESPECIAL!!!!UYYYY!!!YA ME FUI,JAJAJA!!!GRACIAS POR LOS RECUERDOS!!!Y EL VIDEO,ME ENCANTO Y EMOCIONO MUCHO!!!!GRACIAS,CARIÑOS MONICA

    ResponderEliminar
  9. Hola, gracias por la visita.
    Muy hermosos estos recuerdos enlazados, gracias por compartirlos.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  10. Muy bueno el recuerdo personal, lejano en el tiempo y espacio acercado por relatos actuales. el ir y venir de emigrantes. tema estupendo para una novela conjunta. Beso

    ResponderEliminar
  11. Uh! Me pegó. Tengo millones de recuerdos de mis abuelos y de mi papá que si bien vino de muy chiquito cada vez que podíamos volvíamos. Cada cosa que él recordaba pudimos verla y vivirla juntos y me enseñó a sentir Galicia como mi casa, y, y, y mejor dejo acá porque ya estoy lagrimeando. Beso grande.

    ResponderEliminar
  12. Gracias a todos los que se animan a comentar,no tengan temor de hacerlo, yo me siento feliz con lo que ustedes me cuentan. Hoy estamos enlazados por recuerdos.

    ResponderEliminar
  13. Acabo de hacerme seguidora tuya sin ningún problema. Lo mismo has pillado a blogguer en una pájara de esas que le dan, jajajaja. Sigues los pasos bien, no? Vas a seguidores y todo lo demás, intentalo de nuevo.

    besotes.

    ResponderEliminar
  14. Norma2 , muy bello el audio ! y si , me has traído los recuerdos de mi Abuela Materna , cuando debió emigrar junto a los suyos desde Irlanda.
    Gracias por reavivar mis propias historias.
    Buena semana
    Cris//mujeresdesincuentay

    ResponderEliminar
  15. Me encantó conocerte,gracias por entrar en mi blog y hacerte seguidora,yo aun estoy empezando con esto ,pero como tú dices tengo mucho, o poco, que compartir con otros por si les sirve de algo ,en estos tres meses he aprendido yo misma mucho de otros,y ahora tengo acceso a cosas que sabía estaban en algún lugar ,pero no sabía en cual.
    Me gustaron mucho tus palabras ,y los recuerdos, las cosas que contaban mi abuela y mis titas cuando yo era más pequeña. GRACIAS

    ResponderEliminar
  16. Hola Norma! Precioso post, dulce vos la de Nerim, hermoso poema de Benedetti y muy cierto, hay que saber mucho de la vida para escribir eso, ¿no?
    No tengo recuerdos de mis abuelos, soy la hija menor de los hijos menores de dos familias llegadas de Italia! Mis abuelos habían muerto cuando nací,la materna murió siendo yo chiquita!Pero mi madre solía contarme en largas sobremesas al mediodía cosas que mi abuelo les contaba y costumbres traídas de Italia.
    Así que me recordaste bellos e íntimos momentos donde no solo se cuentan historias, sino también se
    cultivan sentimientos, emociones y
    valores sobre nuestra propia familia. Y lo más importante te enseña a querer a quienes deberías haber querido!

    ResponderEliminar
  17. Monica por si te interesa, Nerim tiene un blog de audilecturas en los que pone voz a relatos escritos por ella te dejo su dirección .
    Epero te guste
    http://audiolecturas-nerim.blogspot.com/

    Norma a ti también te gustará.

    Un beso a las dos

    ResponderEliminar
  18. Dichosos quienes comparten recuerdos, así tambien comienzan a surgir los propios que a veces están un tanto adormecidos.
    Hermosa tu página. Te sigo.
    Saludos

    (PD: Me encantó la decripción de tu perfil con la referencia a tu esposo, muy graciosa y cierta.)

    ResponderEliminar
  19. He elegido este pot para ponerme en contacto contigo porque conozco los dos relatos, tanto el de Francisco como el de Nerim. He visto cosas muy curiosas en tu blog, aunque yo soy como tu marido: me vuelvo loco buscando las cosas que tengo delante de mis ojos.
    Gracias por tu visita a "mi mejana" y deseo que repitas asíduamente. Un cordial saludo desde este lado del charco.

    ResponderEliminar

Gracias por pasar por mi espacio el cual está hecho pensando en vos

Gracias por pasar por mi espacio el cual está hecho pensando en vos

Entradas populares