Mis amigos son

sábado, 24 de marzo de 2012

Jurgen Bey loco por el polvo

Es un joven diseñador holandés que tiene un estudio en Rotterdam.

Archive: Jurgen Bey | Designblog

 
La mayoría de la gente odia el polvo. Dondequiera que se acumule, lo hacen desaparecer. Sin embargo, el diseñador Jurgen Bey no piensa lo mismo. El polvo le fascina y disfruta descubriendo en él cualidades inesperadas. Un ejemplo: sus bolsas con forma de silla que conecta a la aspiradora. Una vez llenas de polvo, se convierten en un asiento muy cómodo.


Para su Marmoleum, Jurgen pidió a los empleados de Forbo que le llevaran el contenido de las bolsas de sus aspiradoras. Le sirvieron como referencia para desarrollar toda una gama de muestras de color gris. Jurgen ha creado un suelo de color polvo marmolado, compuesto por docenas de grises diferentes. Lo último en suelos grisáceos; el máximo camuflaje para el polvo; el hermoso mundo del gris.
Jurgen Bey M0712

Muy interesante lo que él nos dice:
"En realidad, creo que en 50 años, probablemente miraremos hacia atrás y reiremos de este llamado fenómeno "reutilización", porque si bien es un buen intento, no es una solución. La mayoría de las veces se necesita más energía para volver a usar que el diseño de nuevos objetos y estamos tan condicionados por la moda a desear lo que es "nuevo". Así que, de hecho, creo que como sociedad tenemos que ser mucho más creativos con el fin de proteger realmente el medio ambiente".

Vos ¿qué hacés con la pelusa de la aspiradora?.
Yo por suerte uso descartables y allá se va con los residuos.

Pensándolo bien ¿No estaré malgastando recursos?...jejej!


11 comentarios:

  1. Nunca pensé que se pudieran hacer esas cosas solo con el polvo. De todas maneras no es muy higiénico, asi que yo prefiero tirarlo a la basura.
    Feliz finde

    ResponderEliminar
  2. Yo odio el polvo, lo quito y al minuto ha vuelto otra vez. Y como dice el hada de los cuentos, es antihigienico asi que yo tambien lo tiro a la basura. Feliz fin de semana guapa, un beso :)

    ResponderEliminar
  3. Si no fura por las alergias, este señor me es de lo más simpático, ole, guerra al mocho.

    ResponderEliminar
  4. Hay gente pa tó. Que ingenio tiene este señor y además no es alérgico, pero vamos, que la suciedad al cubo de la basura.

    Besotes!!

    ResponderEliminar
  5. Muy interesante, pero cuando la silla se ensucie, cómo la lavamos, se pierde todo el relleno o se apelmaza.
    No, no, el polvo a la basura...
    Besos...

    ResponderEliminar
  6. Yo creo que seguiré desechando la bolsa de la aspiradora
    Besitos

    ResponderEliminar
  7. Este Jurgen será super creativo pero que no cuente conmigo,soy alergica al polvo!
    beso y buen fin desemana!

    ResponderEliminar
  8. IIIIupsss, la cantidad de acaros que deben existir en esa silla jiji....me quedo de pie...gracias!!!

    Yo reutiizo la bolsa porque le corto en la parte de abajo, coloco una bolsa del super debajo para que salga todo y luego con cinta de enmascarar queda nuevita, claro con guantes y tapaboca!!!

    En fin trato de poner mi granito de arena reciclando lo que mas puedo.


    Abrrrrazote y feliz domingo!!!!!

    ResponderEliminar
  9. Como ves Norma, ando con un poco de retraso, pero no me quiero perder nada, asi que aqui estoy viendo tu post que me ha aluciando, besos

    ResponderEliminar

Gracias por pasar por mi espacio el cual está hecho pensando en vos

Gracias por pasar por mi espacio el cual está hecho pensando en vos

Entradas populares