Mis amigos son

sábado, 7 de septiembre de 2013

Chistes para contar a los niños

y por qué no a los mayores
No hay duda de que reírse es buenísimo, el mejor remedio para animarse y que no presenta contraindicaciones. Si la risa es buena, nada mejor que compartirla con los demás.  Los chistes estimulan el buen humor de los niños, fomentan la risa, desarrollan su vocabulario, les divierten y provocan buenas y grandes risas . Es muy normal que cuando los niños ingresan al curso de Primaria, a partir de los 6 años de edad, suelen aprender algunos chistes a través de los libros y de intercambios con sus compañeros de colegio.
 Te invito a reir, ¿te parece?

Una manzana está esperando en una parada de autobús y se acerca un melocotón y le pregunta:
- ¿Hace cuánto que espera?
Y la manzana le contesta:
- No soy pera. Soy manzana.

¿Qué le dijo la cucharita a la gelatina?
- No tiembles, ¡cobarde!

Hay un montón de manzanas en un árbol y de repente una se cae. Todas las de arriba empiezan a reírse y a burlarse de la que se ha caído y ésta responde:
- No os riáis, ¡Inmaduras! 

¿Qué le dijo la cebolla a la cocinera?
Eres tan hipócrita que después de que me partes, lloras.

Le dice un niño a su madre:
- Mamá, mamá, qué rica está la paella. Y su madre le contesta:
- Pues repite, hijo. Y dice el hijo:
- Mamá, mamá, qué rica está la paella.

¿Que le dice un fideo a otro?
¡¡¡Oye, mi cuerpo quiere salsa!!!

1º acto: un señor vende tortas.
2º acto: el mismo señor vende más tortas.
3º acto: el mismo señor vende carne.
¿Como se llama la película?
- El extortista.

- Estas son dos aceitunas que están haciendo alpinismo y una de ellas se cae y le dice:
- ¡Uf! Que dolor, creo que me he roto un hueso. Y le dice la otra:
- ¿Pero eres tonta o qué? ¿Cómo te vas a romper un hueso si estas rellena de anchoa?

¿Qué le dijo una uva verde a una uva morada?
Respira, respira...

¿Qué se dijo una cereza al verse en un espejo?
¿Sere eza yo?

¿Cómo salir del desierto con una naranja? La naranja tiene vitaminas, a vitaminas le quitas vita y te queda minas, las minas explotan y se produce un terremoto, al terremoto le quitas terre y te queda moto te subes a la moto y te vas.



13 comentarios:

  1. A los niños les encantan los chistes. Lo he podido comprobar muchas veces y siempre es bueno tener alguno a mano para amenizar las clases. Gracias por el repertorio. Besos.

    ResponderEliminar
  2. Me has alegrado este sábado que se ha levantado lloviendo y con tormenta.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Son chistes muy buenos y ciertamente, perfectos para los chicos, gracias por compartirlos, me has sacados varias sonrisas.

    Besos y muy feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
  4. Qué buenos chistes para los niños! ellos se lo pasan pipa con los chistes...jaja...
    besos!!!

    http://quedateenminube.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  5. son muy ingeniosos y me han hecho reir.

    saludos.

    ResponderEliminar
  6. Son muy buenos! me los llevo! Un día sin reir, es un día perdido.

    Buen finde, besos.

    ResponderEliminar
  7. Muy buenos! muy buenos, ninguno de ellos los había escuchado antes! todavía hay imaginación y humor verdad!
    besotes y abrazos de oso!
    que disfrutes un gran fin de semana!!!

    ResponderEliminar
  8. Me vendrá bien alguno de ellos para el martes que ya se incorporan los niños y niñas al cole.
    Besitos y buen fin de semana

    ResponderEliminar
  9. buen fin de sabado he tenifo, con tus chistes, como siempre me alegras y me haces sonreir, bssss

    ResponderEliminar
  10. Norma me tendré que aprender unos chistes de estos para contar al nieto...aunque tengo un problema con los chistes, se me olvidan con una facilidad pasmosa y encima no tengo nada de gracia para contarlos...
    un abrazo y espero que estés disfrutando del fin de semana...

    ResponderEliminar
  11. Gracias Norma, por levantarnos una sonrisa, besos
    Sofía

    ResponderEliminar

Gracias por pasar por mi espacio el cual está hecho pensando en vos

Gracias por pasar por mi espacio el cual está hecho pensando en vos

Entradas populares